Dawn Eden, y su lío con Google

Una señora que me quiere hacer famoso

Una gentil lectora me envió anoche el vínculo de una nota sobre mí que escribió la Sra. Dawn Eden, periodista  católica norteamericana, conversa del judaísmo y asistente a la Misa tradicional. En ella asocia mi artículo "The Horror", que publicó Rorate Caeli con una nota sobre el  "Holocausto" y niega la veracidad de lo dicho en la primera asociándolo a lo dicho en la segunda. Lo peor es que ni verificó la primera ni entendió la segunda. 

La verdad es que no quiero dedicar mucho tiempo a esto, pero la cantidad de comentarios y las distintas publicaciones implicadas me obligan. Así como los lectores que con más destreza en el manejo del castellano y menos prejuicios, entendieron mejor el sentido de "Holocausto y Holocuento". Particularmente una comentarista que firma Cassandra.

Bien, deseo afirmar lo siguiente:

1) La Sra. Dawn no ha entendido el sentido de la nota, que gugleó movida por una sospecha o corazonada (hunch) de que quien hablara de Bergoglio en los términos en los que yo lo hice tenía que ser un "negador del Holocausto". Lamento decirle que Google la ha engañado. Tal vez debíó asesorarse con alguien que leyera bien el castellano, y pudiese entender las sutilezas del idioma. 

2) Lo escrito en The Horror lo suscribo 100%, sobre todo en la materia que dió origen a este revuelo: en la Diócesis de Buenos Aires NO hay misa tradicional porque el Card. Bergoglio persiguió a todos los que quisieron rezarla (sacerdotes) y esterilizó los esfuerzos de todos los seglares que trabajaron por ella. Muchos de ellos son amigos míos. Conozco la historia en detalle. Lo que hay son dos parodias para cubrirse las espaldas.

3) Si en lugar de buscar "Holocausto", la Sra. Eden hubiese buscado "misa tradicional en Buenos Aires" en Panorama Católico, habría encontrado varios testimonios de estas persecusiones, escritos mucho antes de que el Card. Bergoglio fuese elegido Papa. 

4) Escribí el artículo en 15 minutos porque conocía muy bien los temas de los que estaba hablando. 

5) La carta a las carmelitas, esgrimida ahora como prueba de lo que el Card. Bergoglio "hizo" contra la Ley de Matirmonio Gay es una prueba de lo contrario. Pero para entender esto se necesita conocer la historia de esta diócesis, que la Sra. Eden no conoce.

Si la Sra.Eden, de cuya recta intención no dudo, quiere una traducción fiel y una interpretación de detalles de las notas, estoy a disposición de ella para enviárselas.

 

Si alguien desea conocer la nota de la Sra. Eden y sus polémicas (en inglés) ]]>puede leerla aquí.]]>

 

Twittet

Marcelo González

"Hoy, 25 de Noviembre, queremos salir a proclamar a Cristo como Rey de nuestras vidas y de nuestra sociedad. Frente a las numerosas negaciones e intentos de hacer desaparecer la Fe en Jesucristo, salimos hoy a las calles para cantar la Gloria de Nuestro Señor, para reconocerlo frente al mundo: Él es nuestro Salvador, Él es nuestro Señor, Él es nuestro Rey."

Marcelo González

La restauración católica será por la vía del culto y del reinado social de Nuestro Señor Jesucristo. Dios ha resguardado el sacerdocio y el culto por medio de una obra minúscula en sus orígenes que hoy es de importancia crucial para el destino del catolicismo. La restauración que debemos realizar día a día se nutre del fruto de ese resguardo.

Editor y Responsable

Y 335º aniversario de la liberación de Viena del asedio turco: recordando la liberación de Viena.

Sofía González Calvo

la Peregrinación pone en lugar principal el conocimiento y amor a la misa tradicional. La misa se convierte en el centro de los tres días de peregrinación. Misa de campaña, rezada bajo la lluvia y el frío, sobre el suelo de barro. Acompañada de cánticos en latín y castellano que ayudan a la devoción. La devoción era otro elemento patente entre los caminantes.

Marcelo González

Si Bergoglio es depuesto, si acaso esto es posible, se lo debería acusar por su evidente intención de heretizar. Pero los cardenales sobrevivientes de las famosas dubia siguen dudando. Entiendo que políticamente esta circunstancia es más eficaz, pero si queremos restaurar la santidad del Pontificado y de los miembros de la Iglesia y limpiar su Rostro inmaculado necesitamos algo más que política.

Marcelo González

Pasó algo maravilloso, que no todos han entendido. El pueblo argentino, democráticamente se alzó contra la oligarquía mundial abortista. El pueblo argentino reaccionó, como dijo el periodista Mariano Obarrio, actor principal en esta victoria, y produjo otra Reconquista, como en las Invasiones Inglesas. Es un hecho político extraordinario, como lo fue Malvinas o 2001.

Marcelo González

Mañana puede ocurrir un milagro. Pero, a decir verdad, el milagro ya ocurrió. El pueblo argentino, generalmente apático salvo en cuestiones relativas a su bienestar o seguridad, se levantó contra la conspiración internacional abortista que busca reducirnos a la miseria moral absoluta.