-A +A

¡El Horror!

De todos los candidatos impensables, Jorge Mario Bergoglio es quizás el peor. No porque profese abiertamente doctrinas contra la fe y la moral, sino porque, a juzgar por su actuación como arzobispo de Buenos Aires, la fe y la moral parecen haberle sido indiferentes.

Enemigo jurado de la misa tradicional, no ha permitido sino parodias en manos de enemigos declarados de la liturgia antigua.  Ha perseguido a todo sacerdote que se empeñó en usar sotana, predicar con solidez o que se haya interesado en la Summorum Pontificum.

Famoso por la inconsistencia (a veces ininteligibilidad de sus alocuciones y homilías), dado al uso de expresiones vulgares, demagógicas y ambiguas, su magisterio no puede decirse que sea heterodoxo sino inexistente por lo confuso.

Su entorno en la Curia de Buenos Aires, salvo algunos clérigos, no se ha caracterizado por la virtud de sus acciones. Muchos están gravemente sospechados de inconducta moral.

No ha perdido ocasión de realizar actos en los que cedió la catedral a judíos, protestantes, islámicos, e incluso a elementos sectarios en nombre de un diálogo interreligioso imposible e innecesario. Son famosas sus reuniones con los protestantes en el estado de espectáculos Luna Park, donde reiteradamente, junto con el predicador de la Casa Pontificia Cantalamessa, ha sido “bendecido” por pastores protestantes, en un acto de culto común donde en la práctica dio por válidos ciertos poderes sacramentales de los telepastores.

Esta elección es incomprensible: no es políglota, no tiene experiencia curial, no brilla por su santidad, es flojo en doctrina y liturgia, no ha combatido ni el aborto ni el matrimonio homosexual, no tiene modales para honrar el Solio Pontificio. Nunca se ha jugado por nada más allá de permanecer en posiciones de poder.

Realmente, no puede ser lo que Benedicto haya querido para la Iglesia. Y no parece tener ninguna de las condiciones para continuar su obra.

Dios ampare a la Iglesia. Nunca se puede descartar, por humanamente difícil que parezca, la posibilidad de una conversión... y sin embargo, el futuro nos causa terror.

Twittet

Editor y Responsable

En el día de Corpus Christi, recordamos la Secuencia de la misa de esta fiesta, escrita por Santo Tomás de Aquíno. En ella se resume toda la teología eucarística en forma de versos.

Marcelo González

El drama del célebre naufrago, Robinson, es una metáfora de las malas decisiones que tantas veces tomamos en la vida, cuando humanamente tenemos la certeza de que no hay otro modo: o morimos en la nave o nos lanzamos “a la mar tonante”, como decía Marechal, donde podremos sobrevivir, tal vez, con una probabilidad en diez mil.

Mons. Bernard Fellay

Reproducimos la transcripción de una entrevista del periodista Edward Pentin a Mons. Fellay, videograbada. La ha publicado el National Catholic Register de los EE.UU. un a de las publicaciones más prestigiosas y conservadoras del mundo católico oficial de esa nación. Pentin tiene una larga trayectoria como periodista en diversos medios católicos, desde Radio Vaticana hasta ser el corresponsal de el medio que ahora entrevista en la Santa Sede.

Panoramix

Hace poco publicamos una alocución del papa Pío XII en la que describe y condena los errores de la moral de situación. A pesar de que el discurso de Pío XII fue dirigido a jóvenes seglares de Francia, hoy el público católico en general no tiene los elementos para comprender sin mucho esfuerzo aquello que el papa afirma “hasta un niño de catecismo lo puede entender”. Deseamos con esta glosa ayudar a la superación de algunos obstáculos de los lectores que parten de un catecismo deficiente o inexistente, caso tan común hoy en día.

Marcelo González

El domingo de Pentecostés de 2016 intercambié unas palabras con un viejo amigo a la salida de misa. Era 15 de mayo y yo había publicado horas antes algunos artículos sobre Fátima. Este amigo me comentó que le había resultado novedosa la compleja trama de las apariciones y el mensaje allí apenas sugeridos. La conversación me confirmó que hay muchas personas formadas, devotas y fieles que no conocen muchos de los detalles de la revelación privada más importante de los últimos tiempos

Editor y Responsable

El Jefe de Estado de Macedonia le regaló al Papa una tiara, bordada a mano por las monjas del monasterio de Rajcica, y decorada con perlas del lago de Ohrid. Pero al papa no le gustó.

Editor y Responsable

 

El día 13. Film sobre las apariciones de Fátima