La Gran Conversación, de Sebastián Randle

El autor de la enjundiosa biografía del P. Castellani, nos acerca una interesante obra de ficción intelectual. Un diálogo entre dos colosos del pensamiento católico moderno, el Card. John Henry Newman, y el Padre Leonardo Castellani.

Sebastián Randle
La Gran Conversación
Castellani - Newman

Ediciones Vórtice
Buenos Aires, noviembre de 2005
126 págs.

Con su habitual desenfado castelliniano, y rigurosamente documentado, Sebastián Randle nos deleita con una imaginaria conversación de dos pensadores católicos que no se conocieron personalmente, ni fueron contemporáneos, aunque Castellani, más joven, leyera a Newman.

Dos personalidades bien distintas, sin embargo con rasgos fundamentales comunes: una gran libertad interior y a la vez una extraordinaria fidelidad a la doctrina, tan bien estudiada y profundizada (quizás a causa de la libertad interior con que se esmeraron en adentrarse en ella). Y por otra parte, dos víctimas de fariseísmo preconciliar.

Newman hizo su itinerario desde el anglicanismo para llegar a Roma y ser el jefe espiritual del movimiento oxoniense que tantas mentes brillantes acercara al redil de la Iglesia. Movimiento que se interrumpió, lamentablemente, con el Concilio.

Castellani, un jesuita atípico, mal arreado y brillante, que expuso en sus escritos con una valentía cercana a la irresponsabilidad -a la santa irresponsabilidad de quien sirve a la verdad- los gusanos que iban corroyendo al clero. Ambos fueron duramente perseguidos. Ambos profetizaron sobre las lacras que corroerían a la iglesia eclesiástica. Uno con talante académico. Otro con desenfado de polemista.

Este fraile,
Lo dice la gente,
Es sencillo como una paloma
Y astuto como una serpiente

Randle los hace hablar, para nuestro solaz, por medio de sus textos, en un diálogo que no se pudo dar por un simple anacronismo de la Providencia.

A veces el Espíritu Santo se descuida...

Pídalo en Vórtice
Hipólito Irigoyen 1970
Tel [54] (011) 4952 - 8383
[email protected]

Volver a la Portada

Twittet

Editor y Responsable

Así comenzaba una publicidad de no se qué en otros tiempos. “Pasan cosas lindas…”  Hagamos una breve crónica de lo que ha sucedido en los últimos días y tal vez encontremos alguna “cosa linda”.

Marcelo González

Los lectores de este sitio habrán notado poca actividad en los últimos tiempos. La causa de esta retracción de publicaciones es simple: no deseamos contribuir a la confusión general agregando más opiniones a las que ya circulan -en demasía-sobre la crisis de la Iglesia. Hay una gran ansiedad por “información”, un gran deseo de participar en la resistencia al neomodernismo que ha llevado a límites increíbles su tarea de destrucción

Editor y Responsable

Una de las más impresionantes jornadas de los días trece fue la del mes de julio. En ella la Virgen reveló “el secreto”, el mensaje que había de mantenerse en reserva hasta aviso del cielo a Lucía, quien lo expuso en tres partes, y reveló dos de ellas en los años ’40 a la vez que manifestó que la tercera parte (llamada comúnmente “Tercer Secreto”) se debía revelar en 1960 o tras su muerte, si ocurriera antes de esa fecha.

Editor y Responsable

Ciertamente no vamos a proponer a nadie que vaya a vivir a Siberia. Ni tampoco creemos en el mito del buen salvaje. Sin embargo, la gente retratada en este filme es un extraordinario ejemplo de la vida humana en la pre-modernidad.

Editor y Responsable

Parece necesario recordar este excelente artículo sobre las promesas del Sagrado Corazón (devoción de los nueve primeros viernes de mes) que ya hemos publicado. Y recordar también que junto con las promesas del Inmaculado Corazón de María (devoción de los cinco primeros sábados de mes) constituyen un mismo mensaje de Misericordia Divina a la humanidad descarriada.

Editor y Responsable

Las perspectivas de un fin exitoso del Pontificado de Francisco (según sus propios criterios de éxito) parecen complicarse mucho.

Editor y Responsable

Como es público, en los últimos meses ha habido una serie de debates dentro de la FSSPX. El tema es, más allá de ciertas cuestiones ocasionales, la diferencia de criterios sobre la legitimidad de aceptar una regularización canónica y sobre la oportunidad de hacerlo en este momento.