"Vamos como católicos, apostólicos y romanos"

Con agradable sorpresa, me llega este mensaje.
Este es el verdadero espíritu que debe prevalecer en la Marcha contra el aborto.
Aviso por la marcha de mañana domingo.
Queridos hijos: 
 
Invito una vez más a la Marcha que mañana se realizará contra el aborto y en favor de la vida. 
Sé que muchos de uds. irán y que algunos pocos aún no se han decidido. 
 
- Vamos a manifestarnos por los que no tienen voz.
- A elevar nuestra súplica y nuestros cantos por los que no pueden hacerlo aún.
- No vamos a pedir un debate, ni a simplemente hacer número para que se tenga en cuenta.
Vamos como católicos, apostólicos y romanos, a plantar bandera y rezar a Dios Nuestro Señor para que ilumine o a nuestros gobernantes.
 
 
La marcha se plantea como “aconfesional”.
- Pues para nosotros también lo será: y lo será porque no vivaremos a la Democracia, sino a Cristo Rey.
- Lo será porque no pondremos nuestra Fe en el número sino en la obra de Dios.
-Lo será porque no entonaremos música mundana, sino himnos y marchas en honor de Nuestra Señora y de nuestra Argentina.
 
“Pidieron ir con remeras blancas”; pues yo iré con sotana negra y bandera argentina, porque sobre estética no juzga la Iglesia…
 
*En cuanto al horario*. La marcha comenzará a las 15.30, por lo que, a las 15 hs., nos encontraremos todos en la puerta del Botánico (frente a la Plaza Italia). El distintivo será nuestra bandera argentina.
Si quieren llevar grandes cruces o estandartes, bienvenidos sean pues, con otros sacerdotes amigos iremos rezando en voz alta el Rosario.
 
Si alguien consigue algún megáfono (por ahora tenemos sólo uno), que lo lleve
Termino: como decía el padre Castellani, al final de cuentas, "Dios no nos pedirá cuenta de cuántas batallas ganamos, sino de cuánta cicatrices tenemos" . 
 
El testimonio público como familia, dejará impreso en el alma de los más jóvenes y más pequeños, que “una vez fui con mis papás a una marcha contra el aborto para defender a los más indefensos”. Y eso no se borrará jamás.
 
Dios los bendiga
 
P. Javier OR

Twittet

Tales afirmaciones se oponen al dogma que afirma que la religión católica es la única religión verdadera (cf. Syllabus, proposición 21). Se trata de un dogma, y lo que se le opone se llama herejía. Dios no puede contradecirse a sí mismo.

Marcelo González

En estos meses, desde su visita a Chile, Irlanda y con la publicación de los desastres morales que afloran en todas partes, curiosamente siempre relacionados con conocidos, protegidos o favorecedores de Francisco, su posición se ha vuelto sumamente delicada. Tal el caso de la impresionante protección que brindó a Mons. Zanchetta, ex obispo de Orán, Salta,cuyos detalles se pueden conocer en este artículo

Marcelo González

Henchidos de toda injusticia, malicia, codicia, maldad, llenos de envidia, homicidio, riña, dolos, malignidad; murmuradores, calumniadores, aborrecedores de Dios, indolentes, soberbios, fanfarrones, inventores de maldades, desobedientes a sus padres; insensatos, desleales, hombres sin amor y sin misericordia. Y si bien conocen que según lo establecido por Dios los que practican tales cosas son dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se complacen en los que las practican.

Marcelo González

"Hoy, 25 de Noviembre, queremos salir a proclamar a Cristo como Rey de nuestras vidas y de nuestra sociedad. Frente a las numerosas negaciones e intentos de hacer desaparecer la Fe en Jesucristo, salimos hoy a las calles para cantar la Gloria de Nuestro Señor, para reconocerlo frente al mundo: Él es nuestro Salvador, Él es nuestro Señor, Él es nuestro Rey."

Marcelo González

La restauración católica será por la vía del culto y del reinado social de Nuestro Señor Jesucristo. Dios ha resguardado el sacerdocio y el culto por medio de una obra minúscula en sus orígenes que hoy es de importancia crucial para el destino del catolicismo. La restauración que debemos realizar día a día se nutre del fruto de ese resguardo.

Editor y Responsable

Y 335º aniversario de la liberación de Viena del asedio turco: recordando la liberación de Viena.

Sofía González Calvo

la Peregrinación pone en lugar principal el conocimiento y amor a la misa tradicional. La misa se convierte en el centro de los tres días de peregrinación. Misa de campaña, rezada bajo la lluvia y el frío, sobre el suelo de barro. Acompañada de cánticos en latín y castellano que ayudan a la devoción. La devoción era otro elemento patente entre los caminantes.