Cine

He visto el film. Debía hacerlo porque si ya me había indignado un episodio que leí en Alfa y Omega y que lo da este periódico católico como detalle, dice “detalle no menor”, pero detalle al fin, y es el de la adivina que le lee la mano a María, era de suponer que habría más. Y así resultó.

Aunque no es propiamente un estreno cinematográfico, creemos que tiene mucha relación con los intereses de los lectores de Panorama. El filme se ha editado ya en alemán y francés y se espera una versión en castellano en poco tiempo.

 

Estimado Marcelo

estoy enviando una carta que tenga la mayor difusión, cuento con vosotros. Razones para no ver la película Natividad.

Salmo responsorial 12-12- el Señor me ha coronado, sobre la columna me ha exaltado. La ha coronado Reina de los Mártires, Reina de los Patriarcas, de los Profetas.

Para el sentir católico, tanto en el militante como en el que "no va a Misa", la virginidad de María está indisolublemente unida a su fe, como todo lo que a Ella se refiere. Lo dicen las crónicas de la masiva concurrencia de ayer a los santuarios marianos y lo saben muy bien los enemigos de la Iglesia.

por Giorgio Sernani
9 de diciembre de 2006

 

La sección de cine de la edición anterior fue dedicada a comentar la película La Natividad.

Esta rareza cinematográfica tiene tantos pros como contras. Rareza porque hace mucho tiempo que no se estrena en cine, menos en vísperas de Navidad, un filme dedicado a la Navidad en serio. Pros y contras: trataremos de enumerarlos someramente en este comentario.

Hemos reencontrado una querida película de fines de los '80, la danesa "Fiesta de Babette". Finalmente se consigue en DVD y con ella recuperamos no solo la calidad de reproducción que nuestros gastados VHS ya no podían proporcionarnos, sino la milagrosa demostración fáctica de la superioridad del catolicismo sobre el protestantismo.

Como cada año en estos días vuelve a la actualidad la SEMINCI, de Valladolid, clausurada el pasado sábado 28 de octubre. En 1955, tuve la fortuna de aprender algo de cine al lado del P. Félix de Landáburu, S.J., en aquel año uno de los gestores de este certamen cinematográfico que ahora se sonroja de su título original: “Semana Internacional de Cine Católico”.

 

Esta película española, rodada en Italia y dirigida por un húngaro se convirtió en un clásico del cine familiar y religioso católico. Y aunque la historia es fantasía piadosa, no deja de ser una muestra de que el "nuevo cine español" que nos vendieron en los años '70 no es más que una perversión del vigoroso cine de la época de Franco.

Aunque no sabemos si será estrenada en Hispanoamérica, nos ha parecido importante reproducir el comentario que una web española hace sobre este curioso filme. El Gran Silencio es una documental sobre la vida en la Cartuja, según hemos podido leer, careciente de todo sonido que no sea el ambiental, lo cual significa, en términos de la regla de San Bruno, silencio.

Distribuir contenido

Twittet

Editor y Responsable

Pagaba poco porque era una fija. El caballo del comisario. Sorprende por sabido. Muchos no terminaban de creer que este personaje, abismalmente por debajo de los requisitos básicos para ocupar el cargo, podría finalmente ser elevado a esta dignidad. Una verdadera indignidad. Aguer, a su lado, es San Pío X. No es una comparación exagerada. Lo sería si le quitáramos “a su lado”.

El líder cocalero Evo Morales, presidente -con aspiraciones a la eternidad- de la República de Bolivia acaba de felicitar el neocardenal designado por Francisco, nacido, criado y ejercido en esa tierra altiplana. Se trata de Mons. Toribo Ticona, retirado ya y gozando de la paz familiar con su esposa, hijos y nietos.

Prof. Roberto de Mattei

Querer convertir a aquella Iglesia valerosa, dispuesta siempre a vivir al pie del cañón, en una sociedad de cobardes que viven escondidos por vergüenza o por pusilanimidad, sería un ultraje a su virtud. Eran plenamente conscientes de su deber de conquistar el mundo para Cristo, de transformar según la doctrina y la ley del Divino Salvador la vida privada y la pública, donde debía nacer una nueva civilización, surgir otra Roma sobre los sepulcros de los dos Príncipes de los Apóstoles. Y lograron su objetivo.

Juan Lagalaye
Hace dos meses, en esta misma página, aludí a la fundación de la Argentina, señalándola en la primera misa celebrada en su actual territorio -Bahía San Julián- el Domingo de Ramos del 1520. Hoy, en la fiesta de la Santísima Trinidad, entiendo que es necesario evocar la fundación de nuestra ciudad ubicándola en la circunstancia litúrgica en que lo fue en el 1580 y que de de ella recibió el nombre, auspicio que a pesar de todas sus miserias mantiene vigencia.
Marcelo González

En un artículo titulado “La Gran Comedia de “la Vida” publicado el 27 de febrero de este año expresé mis reservas a lo que creo es como mínimo un enfoque equivocado al desafío de las ideologías feministas, abortistas, de género, etc. En particular contra el aborto, cuando se anunciaba una marcha que resultó multitudinaria, extraordinaria y sorprendente, una marcha que demostró que el rechazo al aborto es muy fuerte en la sociedad argentina. 

Marcelo González

Leemos en Adelante la Fe un interesante artículo del Dr. César Félix Sánchez que complementa otro, reproducido en Panorama Católico. Recomendamos la lectura de ambos. A su vez nos trajo a la curiosidad recordar qué había publicado sobre estos temas tiempo atrás, en la era de la "gran esperanza benedictina". Y nos parece prudente rememorarlo. El autor peruano recorre hacia atrás el barroso camino de Francisco. Resulta que, como siempre sostuvimos, hace mucho tiempo que la derrota papal está enfangada. 

Marcelo González

Lo más pornográfico que leí en mi vida es el libro “Teología Moral para Seglares” de Royo Marín. La parte contra sexto. Me creó una verdadera incomodidad. Las personas bien criadas tenemos una repugnancia natural por lo indecente, lo obsceno. Pero estamos fuera de época, porque lo obsceno se hace público todo el tiempo