Espiritualidad

En tiempos en los que se confunde la paz con el pacifismo, la caridad y la tolerancia con el indiferentismo religioso, la predicación de la Fe y la piedad con el sentimentalismo, la vida y obras del peculiarísimo fraile italiano nos ayudan a comprender en profundidad la naturalez del catolicismo. De ese catolicismo tan misterioso para el hombre moderno, porque puede ser pacífico y militante, caritativo a la vez que inflexible con el error, dulce y paciente, firme y constante.

Un santo al que recurrir en estos tiempos en que el Demonio triunfa en el mundo.

Oración para todos los días

Amó a la Argentina con el amor de un santo: "A todos quiero deciros y confirmaros que en la Argentina he hallado, para siempre, mi segunda patria, y que, Dios mediante, -volveré a ella, vivo o muerto, pues quiero que mis cenizas duerman en el Pequeño Cottolengo argentino de Claypole- regadas por las oraciones de tantas almas, que, gracias a vuestra inagotable caridad, encontrarán allí, en los brazos humildes, pero afectuosos, de mis amados hijos, los religiosos de la Divina Provide

En Su primera aparición en Fátima del 13 de mayo de 1917, la Santísima Virgen María pidió a Lucía, Francisco y Jacinta que fueran a la Cova da Iria durante seis meses consecutivos en ese mismo día. El 13 de agosto de 1917 los niños quisieron ir a ver a la "Señora" como los meses anteriores, pero ocurrieron cosas lamentables que les impidieron concurrir a la cita celestial.

Muerto en olor de santidad, Mons. Don Jacinto Vera tiene hoy, aunque la Iglesia no se haya pronunciado formalmente sobre sus virtudes heroicas, muchos devotos.

En Su primera aparición en Fátima del 13 de mayo de 1917, la Santísima Virgen María pidió a Lucía, Francisco y Jacinta que fueran a la Cova da Iria durante seis meses consecutivos en ese mismo día. El 13 de agosto de 1917 los niños quisieron ir a ver a la "Señora" como los meses anteriores, pero ocurrieron cosas lamentables que les impidieron concurrir a la cita celestial.

IV. LA APARICION EN "VALINHOS"

Tomás de Kempis, autor de la clásica "Imitación de Cristo" nos introduce en el camino para alcanzar los bienes tan anhelados de la paz y la bondad. Declamados insistentemente por el hombre moderno, su prédica constante (tantas veces ingenua o hipócrita) inclinan hoy a descreer de su posibilidad, desesperar o volcarse al cinismo y la amargura. Sin embargo Paz y Bondad pueden hacer su morada en el alma humana y en la sociedad, aún en los peores momentos y en las más adversas circunstancias.

A mediados de octubre se entronizará solemnemente una imagen de la santa italiana, médica y madre de familia, que dio su vida para salvar la de su hija al declarársele un tumor maligno durante el embarazo. Su vida fue ejemplar como su muerte.

El testimonio de los santos de los primeros tiempos, trasmtidos por la piedad católica nos permite reconstruir detalles de la muerte (o dormisión) de la Santísima Virgen. Reproducimos a continuación el relato del P. Salesman en su ?Vida de Santos?

Un santo muy antiguo cuenta así cómo fue la muerte de la Sma. Virgen.

Ella murió de amor. Era tanto el deseo de ir al cielo donde estaba su Hijo, que este amor la hizo morir.

El día 1 de julio de 1936 llegaban a Barbastro por ferrocarril treinta seminaristas mayores de los Misioneros a estudiar el último curso de Teología moral. Venían de Cervera (Lleida), de la que había sido Universidad catalana, cuyo edificio usufructuaban.

Por Gabriel Campo Villegas


Imágen tomada en el Seminario de Cervera en los años treinta

Distribuir contenido

Twittet

Tales afirmaciones se oponen al dogma que afirma que la religión católica es la única religión verdadera (cf. Syllabus, proposición 21). Se trata de un dogma, y lo que se le opone se llama herejía. Dios no puede contradecirse a sí mismo.

Marcelo González

En estos meses, desde su visita a Chile, Irlanda y con la publicación de los desastres morales que afloran en todas partes, curiosamente siempre relacionados con conocidos, protegidos o favorecedores de Francisco, su posición se ha vuelto sumamente delicada. Tal el caso de la impresionante protección que brindó a Mons. Zanchetta, ex obispo de Orán, Salta,cuyos detalles se pueden conocer en este artículo

Marcelo González

Henchidos de toda injusticia, malicia, codicia, maldad, llenos de envidia, homicidio, riña, dolos, malignidad; murmuradores, calumniadores, aborrecedores de Dios, indolentes, soberbios, fanfarrones, inventores de maldades, desobedientes a sus padres; insensatos, desleales, hombres sin amor y sin misericordia. Y si bien conocen que según lo establecido por Dios los que practican tales cosas son dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se complacen en los que las practican.

Marcelo González

"Hoy, 25 de Noviembre, queremos salir a proclamar a Cristo como Rey de nuestras vidas y de nuestra sociedad. Frente a las numerosas negaciones e intentos de hacer desaparecer la Fe en Jesucristo, salimos hoy a las calles para cantar la Gloria de Nuestro Señor, para reconocerlo frente al mundo: Él es nuestro Salvador, Él es nuestro Señor, Él es nuestro Rey."

Marcelo González

La restauración católica será por la vía del culto y del reinado social de Nuestro Señor Jesucristo. Dios ha resguardado el sacerdocio y el culto por medio de una obra minúscula en sus orígenes que hoy es de importancia crucial para el destino del catolicismo. La restauración que debemos realizar día a día se nutre del fruto de ese resguardo.

Editor y Responsable

Y 335º aniversario de la liberación de Viena del asedio turco: recordando la liberación de Viena.

Sofía González Calvo

la Peregrinación pone en lugar principal el conocimiento y amor a la misa tradicional. La misa se convierte en el centro de los tres días de peregrinación. Misa de campaña, rezada bajo la lluvia y el frío, sobre el suelo de barro. Acompañada de cánticos en latín y castellano que ayudan a la devoción. La devoción era otro elemento patente entre los caminantes.