Panorama Católico

Eclipse y oscurecimiento de la Iglesia

 “He visto personas de la SECTA SECRETA minar sin  descanso a la Iglesia…”  Y hablando de la acción de los sectarios dice que “Como la Iglesia – la de San Pedro  – estaba ya en gran parte demolida, vi a estos demoledores penetrar en la Iglesia…”. “Vi, añade, 
la Iglesia terrestre, la  sociedad de los fieles sobre la tierra, completamente oscurecida y desolada.”

Con este título publicó “CATOLICIDAD” algunas  de las profecías de la beata Ana Catalina Emmerich (1774/1824).

  1. El texto transcripto alude en primer  lugar a la masonería: “He visto personas de la SECTA SECRETA minar sin  descanso a la Iglesia…”  Y hablando de la acción de los sectarios dice que “Como la Iglesia – la de San Pedro  – estaba ya en gran parte demolida, vi a estos demoledores penetrar en la Iglesia…”. “Vi, añade, la Iglesia terrestre, la  sociedad de los fieles sobre la tierra, completamente oscurecida y desolada.”

         Salvo que se sea ciego por no querer ver, es imposible no advertir que  la obra de demolición y/o de autodemolición se ha acelerado ya desde hace  algunas décadas . “Vi con horror, que también había entre ellos sacerdotes  católicos”. Se quedó corta la monja. ¡Ojalá que se tratara nada más que de  sacerdotes!

2.  En segundo lugar, y es lo que  importa destacar principalísimamente, la estigmatizada cuenta que los  demoledores al penetrar en la   Iglesia, se encontraron con “una MUJER llena de majestad y  que los enemigos fueron presa del pánico…” Esta MUJER ¿quién otra sino? es la SANTISIMA VIRGEN:  “Vi también como al final, MARIA extendió su manto por encima de la Iglesia y como los  enemigos de Dios fueron ahuyentados.”

     Lo notable de estos vaticinios es que confirman con más de medio siglo de anticipación, lo que ELLA habría de anunciar en Fátima: “FINALMENTE, MI INMACULADO CORAZÓN TRIUNFARA”.

Posdata: el que en “CATOLICIDAD” publicó la nota que comentamos,  advierte que “estas profecías, como la que supone la destrucción del Vaticano,  no se refieren necesariamente a una destrucción literal”. Sin embargo, en el  texto aclaratorio de la segunda visión del Mensaje de Fátima – ver nuestro  artículo “LO QUE PROBABLEMENTE SE AVECINA”- se dice que “… el Santo Padre  atravesó una gran CIUDAD MEDIO EN RUINAS…”.

Junio 4/2012

Autor

cabezadetortugamacho@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *