Panorama Católico

Encontrar al Dios -único y verdadero- en el Silencio de la Oración

El Papa observó que la liturgia de hoy conmemora a la Santísima Virgen María del Monte Carmelo, y explicó que ese monte, en la costa oriental del Mediterráneo, tiene en sus faldas muchas grutas naturales, predilectas por los eremitas, entre ellos el profeta Elías, "que en el siglo IX antes de Cristo defendió la pureza de la fe en el Dios único y verdadero de la contaminación de los cultos idólatras". "Inspirándose en la figura de Elías -prosiguió-, surgió la Orden contemplativa de

El Papa observó que la liturgia de hoy conmemora a la Santísima Virgen María del Monte Carmelo, y explicó que ese monte, en la costa oriental del Mediterráneo, tiene en sus faldas muchas grutas naturales, predilectas por los eremitas, entre ellos el profeta Elías, "que en el siglo IX antes de Cristo defendió la pureza de la fe en el Dios único y verdadero de la contaminación de los cultos idólatras". "Inspirándose en la figura de Elías -prosiguió-, surgió la Orden contemplativa de los "Carmelitas", que cuenta entre sus miembros con grandes santos, como Teresa de Ávila, Juan de la Cruz, Teresa del Niño Jesús y Teresa Benedicta de la Cruz (Edith Stein).

Más de cinco mil personas rezaron esta mañana el Angelus con Benedicto XVI en Les Combes, la localidad del italiano Valle de Aosta, donde el Papa transcurre un período de descanso. Antes de la oración mariana, el Santo Padre dirigió un saludo a las autoridades religiosas y civiles de la región, así como a los habitantes y veraneantes de Les Combes y recordó a Juan Pablo II, que tantas veces se había alojado en el chalet donde ahora reside Benedicto XVI.

Después, el Papa observó que la liturgia de hoy conmemora a la Santísima Virgen María del Monte Carmelo, y explicó que ese monte, en la costa oriental del Mediterráneo, tiene en sus faldas muchas grutas naturales, predilectas por los eremitas, entre ellos el profeta Elías, "que en el siglo IX antes de Cristo defendió la pureza de la fe en el Dios único y verdadero de la contaminación de los cultos idólatras". "Inspirándose en la figura de Elías -prosiguió-, surgió la Orden contemplativa de los "Carmelitas", que cuenta entre sus miembros con grandes santos, como Teresa de Ávila, Juan de la Cruz, Teresa del Niño Jesús y Teresa Benedicta de la Cruz (Edith Stein).

Los carmelitas han difundido en el pueblo cristiano la devoción a la Santísima Virgen del Monte Carmelo, proponiéndola como modelo de oración, contemplación y dedicación a Dios". "María, antes que ningún otro y de forma insuperable, creyó y experimentó que Jesús, Verbo encarnado, es la cumbre, la cima del encuentro del hombre con Dios. Acogiendo la Palabra plenamente, "llegó felizmente a la santa montaña" y vive para siempre, en alma y cuerpo, con el Señor". "A la Reina del Monte Carmelo -concluyó el Santo Padre- quiero confiar hoy a todas las comunidades de vida contemplativa dispersas por el mundo, de manera especial a las de la Orden Carmelita. (…) ¡Que María ayude a cada cristiano a encontrar a Dios en el silencio de la oración!".

Fuente: VIS 060717 (340) del 18 d6 e julio de 2006

Comentario Druídico: El profeta Elías defendió la pureza de la fe en el Dios único y verdadero de la contaminación de los cultos idólatra. " ¿Qué pensará el profeta Elías de los encuentros de Asís. Y de las frecuentes afirmaciones de miembros de la Jerarquía respecto a que todas las religiones adoran al mismo Dios, bajo distintos nombres?

Es reconfortante que el Papa ponga tan en claro la existencia de un Dios único y verdadero. Y califíque a los demás de "cultos idólatras". Naturalmente el Dios único y verdadero es la Santísima Trinidad. De allí que no podemos decir que somos "monoteístas" sin opacar el misterio de Dios, tal cual Él mismo nos lo ha revelado. Monoteístas los islámicos. Y también los judíos, porque no adoran al Dios verdadero, sino que rinden un culto idólatra desde el colapso de la Sinagoga y la fundación de la Iglesia, tal cual lo adelantó Nuestro Señor, por ejemplo en Lc.14, 29-32.

Recordemos finalmente, que junto con Enoch, Elías está oculto en la tierra hasta la venida del Hombre de Pecado, el Anticristo. ¿Los veremos pronto?

Autor

cabezadetortugamacho@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *