Panorama Católico

La consagración de Rusia y el testimonio de Sor Lucía

En una coyuntura mundial tan terrible (invasión del Líbano, posible conflagración generalizada en Medio Oriente, ¿intervención de Rusia?) reproducimos esta interesante recopilación.

 

En una coyuntura mundial tan terrible (invasión del Líbano, posible conflagración generalizada en Medio Oriente, ¿intervención de Rusia?) reproducimos esta interesante recopilación.

 

Los textos que siguen nos han sido enviados por email. No los reproducimos completos. Hemos dejado solo los testimonios que involucran a Sor Lucía, omitiendo otras revelaciones privadas que formaban parte. Creemos que lo dicho es más que suficiente para probar el punto y solicitar al Santo Padre que cumpla los deseos de la Virgen.

La VERDADERA Sor Lucía repetidamente ha declarado que Rusia tiene que ser consagrada especÍficamente… dice que todas las consagraciones hechas por los Papas (incluyendo 1984) no fueron correctas y no (fueron) aceptadas por el Cielo…

“Rusia tiene un único plan: capturar al mundo entero. Ellos harán esto sin tener corazón ni conciencia. Por lo tanto, sabed que Yo os pido de nuevo, como vuestro Dios en la Trinidad, Yo os pido que contactéis con el santo Padre – por escrito o por prosa, o por letra de molde – poneros en contacto con el Santo Padre e imploradle que consagre Rusia al Inmaculado Corazón de Mi Madre. Esto no ha sido hecho, hijos Míos.” – Jesús, 17 de Mayo, 1986

· El 15 de Julio, 1946, el autor William Thomas Walsh entrevistó a Sor Lucía y documentó esta entrevista en su libro, Our Lady of Fatima (Nuestra Señora de Fátima):

“Finalmente llegamos al tema importante del segundo secreto de Julio, del cual se han publicado tantas diferentes y conflictivas versiones. Lucia especificó claramente que Nuestra Señora no pidió la consagración del mundo a Su Inmaculado Corazón. Lo que Ella exigió específicamente fue la consagración de Rusia. Ella no hizo un comentario, por supuesto, sobre el hecho que el Papa Pío XII había consagrado el mundo, no Rusia, a Su Inmaculado Corazón en 1942. Pero Ella dijo más que una vez, y con deliberado énfasis:

‘…Lo que Nuestra Señora quiere es que el Papa y todos los obispos del mundo consagren Rusia a Su Inmaculado Corazón en un día especial. Si esto se hace, Ella convertirá Rusia y habrá paz. Si no se hace, los errores de Rusia se dispersarán a todos los países del mundo’….” (p. 221)

· La Virgen María se le apareció a Sor Lucía en Mayo 1952 y dijo “Hazle saber al Santo Padre que Yo siempre estoy esperando la Consagración de Rusia a Mi Inmaculado Corazón. Sin la Consagración, Rusia no se podrá convertir y tampoco tendrá paz el mundo.” (II Pellegrinaggio Della Meravigle, p. 440. Roma, 1960. Esta misma obra, publicada bajo los auspicios del episcopado Italiano, afirma que este mensaje fue comunicado al Papa Pío XII en Junio. También, el Canón Barthas mencionó esa aparición en su comunicado al Congreso Mariano de Lisboa-Fátima, en 1967).

· El 21 de Marzo, 1982, a Sor Lucía, ante los testigos Dr. Lacerda y el Obispo de Fátima se le pidió formalmente que le explicara al representante personal del Papa Juan Pablo II – el Nuncio de Lisboa – lo que Nuestra Señora quería del Papa. Ella explicó que el Papa tiene que (1) escoger una fecha, (2) ordenar a los obispos del mundo entero, (3) que cada uno en su catedral, y al mismo tiempo que el Papa, haga (4) una ceremonia solemne y pública de reparación y consagración de Rusia, (5) a los Sagrados Corazones de Jesús y de María. El Nuncio Papal le dijo más tarde al Dr. Lacerda que él no le envió al Santo Padre el deber de cada Obispo que se unieran al Papa en obedecer la orden de consagrar Rusia como fue indicado.

· El 12 de Mayo, 1982, el día antes de intentar la consagración en 1982, el propio L’…Osservatore Romano del Vaticano publicó una entrevista de Sor Lucía por el Padre Umberto Maria Pasquale, un sacerdote Salesiano, durante el cual ella le dijo al Padre Umberto que Nuestra Señora nunca había pedido la Consagración del mundo, sino solamente la Consagración de Rusia:

“En un determinado momento, yo le dije a ella (Sor Lucía), deseo hacerle una pregunta. Si no me la puede responder, que así sea. Pero si la puede responder, yo estaría sumamente agradecido . . . ¿Nuestra Señora alguna vez le ha hablado acerca de la Consagración del mundo a Su Inmaculado Corazón?”

” ¡No, Padre Umberto! ¡Nunca! En Cova da Iria en 1917 Nuestra Señora había prometido: Yo vendré a pedir la Consagración de Rusia . . . En 1929, en Tuy, como Ella había prometido, Nuestra Señora vino a decirme que el momento había llegado para pedirle al Santo Padre (que hiciese) la Consagración de ese país [Rusia].”

El 13 de Abril, 1980, Sor Lucía le contestó la pregunta del Padre Umberto referente a la forma de la consagración que Nuestra Señora de Fátima solicitaba:

TRADUCCIÓN

Reverendo Padre Humberto:

En respuesta a su carta, yo aclararé (algunas) cosas:

Nuestra Señora de Fátima, en Su petición, se refirió solamente a la consagración de Rusia.

En una carta que yo le escribí al Santo Padre, por instrucciones de mi confesor, yo solicité la consagración del mundo con mención explícita de Rusia.

Devotamente suya, en unión de oración.

Coimbra, 13 Abril 1980

Sor Lucía

· Sor Lucía, el 19 de Marzo, 1983, fue visitada otra vez por el Dr. Lacerda quien fue testigo que el mismo Nuncio Papal conversó nuevamente con Sor Lucía en nombre del Papa. Ella respondió claramente: “La consagración de Rusia no se ha hecho como lo solicitó Nuestra Señora.” Ella explicó que fue porque -˜Rusia’… no fue claramente el objeto de la consagración, y porque cada Obispo no lo había hecho en sus propias catedrales en una ceremonia pública y solemne de consagrar a RUSIA. El texto que Sor Lucía había preparado para el Nuncio Papal terminaba como sigue: “La Consagración de Rusia no se ha hecho como Nuestra Señora ha pedido. No se me permitió hacer esta declaración (antes) porque no tenía el permiso de la Santa Sede.”

· Se le preguntó a Sor Lucía si la consagración de 1984 al mundo era aceptable. El 20 de Julio, 1987 Sor Lucía, restringida por la ley portuguesa dejó su claustro para votar en la elección nacional. Al salir de su carro, el periodista argentino, Enrique Romero, se encontró con ella y le preguntó acerca de la consagración de Rusia. Ella le confirmó que no había sido hecha y que a menos que hubiera una giro espiritual enfatizando oración y sacrificio, cada nación caería bajo la dictadura Comunista (Esto fue reportado en la temprana edición de Agosto de Para Ti publicada en Argentina.)

· En Mayo 1989 el Cardenal Law de Boston visitó a Sor Lucía. Sor Lucía le dijo a él que la consagración al mundo (hecha) por el Papa Juan Pablo II el 25 de Marzo, 1984, no llenó los requerimientos de Nuestra Señora. Su respuesta exacta fue: “El Santo Padre se justificó (diciendo) que ha sido hecha, hecha de la mejor manera posible bajo las circunstancias. Hecho sobre el camino angosto de la consagración colegial que Ella [Nuestra Señora de Fátima] ha exigido y ha estado esperando? No, eso no se ha hecho.

Autor

cabezadetortugamacho@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *