Panorama Católico

Los Gritos del Silencio (The Killing Fields)

Reeditado en DVD recientemente, comentamos este filme de 1984 en el que se describen las horrorosas matanzas del Khmer Rouge, liderado por Pol Pot. A propósito del artículo sobre los mártires del siglo XX, creemos oportuno traerlo a recuerdo.

Reeditado en DVD recientemente, comentamos este filme de 1984 en el que se describen las horrorosas matanzas del Khmer Rouge, liderado por Pol Pot. A propósito del artículo sobre los mártires del siglo XX, creemos oportuno traerlo a recuerdo.

La historia está entramada en dos momentos: los últimos días del asedio del Khmer Rouge a Phom Phen, la huída de los extranjeros y finalmente la expulsión de toda la población a los campos de “reeducación” donde un ejército de niños y adolescentes fanatizados dieron muerte a más de un tercio de la población, aniquilando además y con particular odio, a todos los católicos, clero y fieles, por completo.

La segunda parte es la descripción de la vida en los campos, centrada Dith Pran, periodista camboyano, antiguo asistente de Sydney Schamberg, corresponsal del guerra del New York Times en Camboya hasta la victoria de Pol Pot. Pran tiene un notable instinto para la supervivencia, una capacidad de resistencia física y psíquica poco comunes y la proverbial paciencia oriental. Así logra escapar de un campo, cayendo nuevamente en manos de otro grupo. Para la época se preparaba la invasión vietnamita, que correría a los Khmer a la selva, y sus facciones ya disputaban entre sí. En su huída, Pran atraviesa arrozales plagados de cadáveres y contempla la destrucción hasta el cimiento de esa nación.

La historia es real. Pran logró escapar a Tailandia y allí fue encontrado por su amigo Sydney, y logró asilo político en los EE.UU., donde pasó a integrar el elenco del famoso diario neoyorquino.

En la Argentina de los “desaparecidos” (muchos de los cuales ocupan cargos públicos en el actual gobierno) no viene mal ver lo que es un verdadero “genocidio”. Y por partida doble. Porque no solo se exterminó a un porcentaje inmenso de la población, con métodos crudelísimos, sino que se masacró espiritual y moralmente a los militantes del Khmer, en su mayoría jóvenes y niños, convirtiéndolos en asesinos despiadados.

Tampoco lleva elogios la intervención norteamericana, que como las demás en el sudeste asiático, parecen haber sido planeadas para fracasar, y potenciar los sufrimientos de las poblaciones. No por nada –sin quitar méritos a los soldados que combatieron cumpliendo con su deber- la mayoría de los veteranos han sufrido tremendas secuelas psíquicas. A ello contribuyó también, sin duda, la retirada vergonzante (y el consiguiente abandono de esos pueblos en manos del comunismo) a la vez que, como se sabe, muchos miembros de los comandos especiales jamás fueron retirados de las zonas de combate, para “hacer desaparecer” testigos molestos del accionar comunista. De allí que la causa de los Pows (Prisioners of War) haya sido bandera de muchísimos patriotas norteamericanos durante décadas. Pocos de los pows regresaron vivos a su país, y entre los que lo hicieron, menos aún sin heridas psicológicas irreversibles.

Recomendamos ver este film testimonial no tanto por lo que predica (una paz al estilo John Lennon, cuya canción “Imagine” ilustra musicalmente el final del filme) sino para ver de qué es capaz el comunismo, hijo natural del liberalismo. En especial cuando se ensaña con pueblos que son cristianos o están en el camino de la evangelización.

Calificación moral: no recomendable para niños pequeños por las escenas de crueldad. Niños mayores (a criterio paterno) y adolescentes deberían conocer este tramo de la historia que ocurrió hace apenas unos años.

Curiosidad: Haing S. Ngor co-protagonista y ganador de un Oscar, fue realmente prisionero de estos campos. Médico obstetra, se salvó de ser fusilado fingiendo ser un campesino rústico (todos los hombres educados eran muertos por el Khmer). Hizo una carrera modesta como actor a partir de este film y murió asesinado en 1996 en Los Angeles, presumiblemente por su militancia en contra del comunismo.

Dirigida por Roland Joffé
Guión:
Bruce Robinson

Elenco:

Sam Waterston …. Sydney Schanberg
Haing S. Ngor …. Dith Pran (como Dr. Haing S Ngor)
John Malkovich …. Alan ‘Al’ Rockoff, fotografía
Julian Sands …. Jon Swain
Craig T. Nelson …. Major Reeves, Agregado Militar
Spalding Gray …. Cónsul Norteamericano
Bill Paterson …. Dr. MacEntire
Athol Fugard …. Dr. Sundesval
Graham Kennedy …. Dougal
Katherine Krapum Chey …. Ser Moeum: Esposa de Dith Pran
Oliver Pierpaoli …. Titony: Hijo de Dith Pran
Edward Entero Chey …. Sarun, Chofer de Sydney
Tom Bird …. Consejero Militar Norteamericano
Monirak Sisowath …. Phat: Jefe Khmer Rouge: segundo caserío
Lambool Dtangpaibool …. Hijo de Phat
Año: 1984
Tiempo:
141 min.
País: Reino Unido
Language: Inglés / Francés / Khmer
Color: Color

Volver a la Portada

Autor

cabezadetortugamacho@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *