Panorama Católico

Otra baja en el clero. Lo peor es el escándalo… o el acostumbramiento al escándalo.

Otro sacerdote cordobés deja los hábitos, esta vez por amor

 Comentario Druídico: ¿Amor de "ágape" o de "eros"? ¿O no estamos de ánimo para la filología…?

Otro sacerdote cordobés deja los hábitos, esta vez por amor

 Comentario Druídico: ¿Amor de "ágape" o de "eros"? ¿O no estamos de ánimo para la filología…?

“El amor a Dios, que se traduce todos los días en el amor y la contención a casi 500 chicos y ancianos, ahora se transformó en el amor a una mujer. Nos duele un poco, pero lo comprendemos al padre Antonio”. Quien habla es una de las mujeres que todos los días colabora en el hogar Padre Luchesse de Villa Allende, una localidad del Gran Córdoba. La decisión del padre Antonio Franco de dejar los hábitos para formar una pareja conmocionó a este pueblo cordobés, porque el sacerdote, de 46 años, tiene una larga trayectoria de acción social.

Comentario Druídico: Larga trayectoria en la acción social. ¿Y en el apostolado? Porque si lo que el P. Antonio quería hacer era "acción social" no debío meterse a cura o haber renunciado antes. Y luego, debidamente dispensado, si deseaba formar una familia… Pero ahora ha violado sus votos y ha inducido a una tercera persona a cometer un sacrilegio junto con él.

El hogar que dirige es uno de los más importantes de esta provincia. Fue creado hace unos cuarenta años por el cura Francisco Luchesse, que era párroco de la penitenciaría provincial. Cuando este sacerdote murió se hizo cargo de su obra el padre Antonio. Al igual que su antecesor, Franco es un hombre de pocas palabras… incluso realizó su labor pastoral y social sin hacer demasiada publicidad, más bien con perfil de discreción y mucho trabajo. Y el anuncio de que dejaba los hábitos para formar pareja con una maestra catequista que trabaja en el hogar no iba a ser la excepción.

Comentario Druídico: En otros tiempos un caballero nunca revelaba el nombre de una dama con la que había cruzado algún lance galante… Concedámosle este gesto al P. Antonio … aunque al decir que es una catequista del instituto… casi faltó apenas si publicar el ADN de la dama… 

Renuncia a los hábitos. Fuentes de la Iglesia cordobesa confirmaron a este diario que “el sacerdote, que pertenece a la orden de los padres Escolapios, ya envió una nota al Vaticano solicitando la dispensa del ministerio sacerdotal, que en términos concretos, constituye la renuncia a sus hábitos”.

Comentario Druídico: En la casta lengua de Castilla, valga la involuntaria ironía, a los curas que tenían querida permanente se los describía como "amancebados". No nos consta que este sea el caso de facto. De todos modos, llegar a una situación de entendimiento con la dama en cuestión que mueva a tal anuncio hace suponer al menos una suerte de trato "excesivamente familiar". Y si juzgamos por la praxis usual de los que anhelan la abolición del celibato –y se adelantan a los privilegios matrimoniales, solo que sin pasar por las debidas dispensas ni el sacramento– deberíamos describirlos como fornicadores sacrílegos.  El hecho de iniciar los trámites para blanquear la situación pone un atenueante: al menos no quieren dar escándalo permanente. No como otros que tienen mujer y parroquia sin que se les mueva un pelo. De todos modos, no vendría mal anunciar las cosas una vez que Roma haya concedido la dispensa, ¿no?

Pero oficialmente ni el arzobispo de la diócesis de Córdoba, monseñor Carlos Ñáñez, ni los voceros eclesiásticos quisieron ahondar en detalles sobre la decisión del sacerdote. El Arzobispado de Córdoba, conocido por sus posiciones conservadoras, sufrió un cimbronazo al conocerse la renuncia de este cura de Villa Allende.

Comentario Druídico: Ahh, ahhhg, aaaahg. aaaah. Perdón, me atraganté con la risa.  El Arzobispado de Córdoba, conocido por sus posiciones conservadoras… ahh, ahhhg, aaaahg. aaaah. ¡Perdón! ahh, ahhhg, aaaahg. aaaah. No estoy en condiciones de continuar… Quito, ruega por ellos…

Fuente: diario Los Andes 

Autor

cabezadetortugamacho@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *