Panorama Católico

Se va Bergoglio. ¿Se va Bergogio?

Jorge Bergoglio y la cúpula de la Iglesia Católica argentina partirán entre el domingo y el lunes al Vaticano, citados de urgencia por el papa Benedicto XVI. Desde el Episcopado informaron a este diario que los días en el país del nuncio Adriano Bernardini, están contados.

 

 

Por Ezequiel Rudman
Envío de Corina Ríos
NuevoEncuentro 23/05/08

Jorge Bergoglio y la cúpula de la Iglesia Católica argentina partirán entre el domingo y el lunes al Vaticano, citados de urgencia por el papa Benedicto XVI. Desde el Episcopado informaron a este diario que los días en el país del nuncio Adriano Bernardini, están contados.

 

 

Por Ezequiel Rudman
Envío de Corina Ríos
NuevoEncuentro 23/05/08

La urgencia del viaje de Bergoglio, quien irá acompañado por los obispos Agustín Radrizzani (Mercedes-Luján), el arzobispo Luis Villaba ( Tucumán) y Sergio Fenoy (San Miguel), obedece que el secretario de Estado vaticano, Tarcisio Bertone, teme una vendetta de la Casa Rosada ante la inminente designación del reemplazante de Bernardini tras el rechazo de la Santa Sede del placet de embajador del divorciado Alberto Iribarne.

Fuentes kirchneristas vinculadas a la Secretaría de Culto que comanda Guillermo Oliveri deslizaron ayer ante la consulta de este diario que el eventual reemplazo de Bernardini se debe a la interna que mantiene el nuncio con Bergoglio. La relación entre ambos tocó fondo cuando el cardenal argentino avaló la candidatura del obispo emérito de Puerto Iguazú, Joaquín Piña, en Misiones.

Pero de acuerdo con los voceros episcopales, el Vaticano también le factura a Bernardini que, tras la visita de Bertone a la Casa Rosada el año pasado, el gobierno no haya presentado una candidatura alternativa a la de Iribarne para la embajada argentina ante la Santa Sede. También molesta en el Vaticano el proyecto presentado por la senadora kirchnerista Adriana Bortolozzi de Bogado para denunciar el acuerdo con la Santa Sede y disolver el obispado castrense tras la jubilación obligada de monseñor Antonio Baseotto.

La terna para reemplazar a Baseotto la conforman el obispo de Chascomús, Carlos Malfa -el gran candidato, de perfil moderado y apoyado por sectores kirchneristas-; el de Avellaneda-Lanús, Rubén Frassia, y el de Rafaela, Carlos Franzini. Pero el gobierno nunca se ocupó de cubrir la vacante en el obispado castrense.

Pero el Episcopado argentino también tiene su propia interna. A Bergoglio le disgustaron las declaraciones del obispo de San Isidro, Jorge Casaretto, quien denunció el aumento de la pobreza en la Argentina sobre la base de un estudio de la UCA. Casaretto pertenece al denominado círculo de San Isidro que también integra el arzobispo de Santa Fe, José María Arancedo, quien en un cónclave epsicopal en Pilar fue desautorizado por Bergoglio al osar pedir una audiencia con el entonces presidente Néstor Kirchner.

Antes de viajar al Vaticano, Begoglio encabezará una multitudinaria marcha de Corpus Christe mañana en plaza Miserere.

Fuente: Ambito Financiero, reproducido por Nuevo Encuentro

Comentario Druídico: La relación entre la Iglesia y el gobierno de los Kirchner parece ya inviable. La probervial incapacidad de nuestro episcopado para resolver los conflictos, para influir en el gobierno sobre los temas “no negociables” de la doctrina católica, sus internas feroces… En fin, todo raro e impredecible. No arriesgamos pronósticos…

Autor

cabezadetortugamacho@gmail.com

Comentarios

Anónimo
06/05/2010 a las 7:57 pm

Silenti Opere
Para entender a Mons. Aguer hay que conocerlo no por lo que dice, sino por lo que hace. El clero platense esta cambiando paulatinamente.



Anónimo
06/05/2010 a las 8:03 pm

no defendió
una cosa es defender y otra tolerar… creo que Aguer opto por el mal menor.



Anónimo
06/05/2010 a las 8:12 pm

segunda mayoría?
que el conclave no era secreto?



    Moderador
    06/05/2010 a las 8:29 pm

    Sí, el cónclave es secreto
    Pero se pueden reconstruir algunos datos partiendo de detalles y otras cosas que son sabidas de antes. Por ejemplo, era sabido que los progresistas no tenían candidato. Eso se establece por información pública y análisis. No hace falta un informante.

    También es famoso el caso de San Pío X. Su nombre trascendió antes de que fuera anunciado como papa electo. Un cardenal, poco antes del anuncio, hizo un gesto con los dedos, como de tijera cortando… Tijera, sastre, Sarto. Sarto significa Sastre. Bastó para que la gente en la plaza lo supiera unos minutos antes…



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *